Skip to main content Skip to footer site map
Serious Medicine. Extraordinary Care.

Aprendiendo a Conocer a su Bebé

Fotografía de una mujer besando a su bebé en la frente

Después de tantos meses de espera y sueños, el momento de alegría llega cuando finalmente nace su bebé. Sin embargo, a los padres les lleva tiempo y esfuerzo aprender a conocer a su bebé, y al recién nacido le lleva tiempo adaptarse al nuevo mundo.

Aprender a conocer a su nuevo bebé es parte del fascinante y relativamente simple proceso de vínculo afectivo, en el cual esencialmente se "enamoran" uno del otro. Si bien el vínculo afectivo es un proceso natural, requiere esfuerzo. Algunas maneras de facilitar este proceso incluyen el alojamiento en el hospital junto con su bebé y algunas técnicas, como por ejemplo los masajes infantiles.

  • Vínculo afectivo:
    Para muchos padres, el proceso de vínculo afectivo comienza en el momento en que se enteran de que están esperando un bebé. Este proceso de intimidad, entendimiento y cuidado es continuo y forma parte del proceso de enamoramiento del bebé.

    En algún momento se creyó que el vínculo afectivo se producía en un momento preciso después del nacimiento, cuando la madre sostenía en brazos al bebé y se establecía el contacto visual. Sin embargo, el vínculo afectivo ha sido relacionado más con un proceso, no con un acontecimiento. Con el uso más frecuente de las ecografías, los padres ven a sus bebés mucho antes que en cualquier otro momento. Aparentemente, esto fortalece el vínculo afectivo durante el embarazo. Las patadas y los movimientos del bebé durante el embarazo también son medios para fortalecer el vínculo afectivo de la madre y el padre con el bebé. El vínculo afectivo continúa después del nacimiento, mientras los padres y el bebé dedican su tiempo a aprender a conocerse. Como es un proceso, el vínculo afectivo no se "pierde" si el bebé necesita separarse de su madre para someterse a un cuidado especial.

    Existe una diferencia entre las madres y los padres en lo que respecta al vínculo afectivo. Además, algunas madres pueden reaccionar de manera diferente de otras. Algunas madres sienten un vínculo afectivo profundo e inmediato a primera vista, mientras que otras reconocen que sus sentimientos se desarrollan más lentamente, a medida que le dedican más tiempo al bebé. Los bebés no se "olvidan" de sus padres si al principio están separados de ellos. Los bebés manifiestan una preferencia única por el olor y la voz de su madre.

    Existen varias formas que contribuyen para que usted y su bebé continúen el proceso de vinculación afectiva y enamoramiento. El amamantamiento es una de las mejores formas de vincularse con su bebé. Además de los nutrientes que brinda, le permite a la madre y al bebé tener intimidad y contacto piel a piel constante y ayuda a los dos a aprender a conocerse más íntimamente. Llevar al bebé en una mochila para bebés es otra forma de fortalecer el vínculo. Generalmente esta técnica es útil para los bebés inquietos o muy demandantes.

  • Alojamiento en conjunto (rooming-in, en inglés):
    Actualmente, muchos hospitales alientan a las madres a quedarse junto a sus bebés durante la estadía en el hospital, que se conoce como "alojamiento en conjunto" y que puede ser de tiempo completo (las 24 horas) o parcial, cuando el bebé permanece con su madre la mayor parte del tiempo. Muchas madres encuentran que tener a su bebé con ellas día y noche les permite conocer las necesidades del bebé y cómo responder ante ellas. Las enfermeras especializadas en cuidados materno-infantiles trabajan en el hospital junto con las nuevas madres ayudándolas para que aprendan a amamantar y a cuidar a sus bebés.

    Si está alojándose en conjunto, es conveniente que alguien se quede con usted durante la noche. Esto es especialmente importante luego de un parto por cesárea, cuando es probable que usted no pueda levantarse inmediatamente para ocuparse de su bebé.

  • Masaje infantil:
    A los padres siempre les encantó tocar y acariciar a sus bebés, y a los bebés les encanta que los calmen y los abracen. Parte del desarrollo neurológico y emocional del bebé surge de las interacciones por contacto y la sensación de seguridad que dicho contacto brinda.

    Muchas culturas han practicado durante mucho tiempo el masaje infantil - técnica que consiste en acariciar y frotar suavemente las extremidades del bebé. Los defensores del masaje infantil creen que:

    • alivia el estrés de los padres y los bebés, lo que puede ayudar a la hora del sueño.

    • brinda a ambos el tiempo para el vínculo afectivo y la comunicación.

    • aumenta la confianza y la sensibilidad de los padres hacia las señales de su bebé.

    • estimula el crecimiento y el desarrollo.

    • alivia los gases y los síntomas de cólico.


    Ciertas evidencias demuestran que los masajes a los bebés prematuros pueden estimular el aumento de peso y contribuir con el desarrollo neurológico.

    Los terapeutas de masaje infantil acreditados ofrecen clases en las que enseñan las técnicas específicas. Sin embargo, muchos padres consideran que el tiempo que le dedican a su bebé les enseña cómo acariciarlo y abrazarlo de la manera predilecta para ambos.