Skip to main content Skip to footer site map
Serious Medicine. Extraordinary Care.

Tiroiditis de Hashimoto

Find more information about this topic in the following health library:

¿Qué es la Tiroiditis de Hashimoto?

Tiroiditis es la inflamación de la glándula tiroides. La tiroiditis de Hashimoto es la forma más común de tiroiditis. Está clasificada como una enfermedad autoinmunológica. La tiroiditis de Hashimoto causa una reacción autoinmunológica con anticuerpos que atacan a la glándula tiroides. La causa de la tiroiditis de Hashimoto se desconoce.

¿Cuáles son los síntomas de la tiroiditis de Hashimoto?

A continuación, se enumeran los síntomas más comunes. Sin embargo, cada individuo puede experimentar los síntomas de una forma diferente:

  • Bocio (agrandamiento de la glándula tiroides que puede causar una protuberancia en el cuello).

  • Otras enfermedades endocrinas como la diabetes, una glándula adrenal hipofuncionante, glándulas paratiroides hipofuncionantes y otras enfermedades autoinmunológicas.

  • Fatiga.

  • Debilidad muscular.

  • Aumento de peso.

Los síntomas de la tiroiditis de Hashimoto pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas médicos. Consulte a un médico para su diagnóstico.

¿Cómo se diagnóstica la tiroiditis de Hashimoto?

Además del examen y la historia médica completa, los procedimientos para diagnosticar la tiroiditis de Hashimoto pueden incluir exámenes de sangre para determinar los niveles de hormona de la tiroides y anticuerpos tiroideos.

El tratamiento para la tiroiditis de Hashimoto:

El tratamiento específico para la tiroiditis de Hashimoto será determinado por su médico basándose en lo siguiente:

  • Su estado general de salud y su historia médica.

  • Que tan avanzada está la enfermedad.

  • Su tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias.

  • Sus expectativas para la trayectoria de la enfermedad.

  • Su opinión o preferencia.

Actualmente no hay tratamiento específico para la tiroiditis de Hashimoto. La tiroiditis de Hashimoto suele tener como consecuencia el hipotiroidismo (glándula tiroides hipofuncionante), enfermedad que puede tratarse con la terapia de reemplazo hormonal (administración de hormona de la tiroides). La terapia de reemplazo hormonal generalmente alivia el trastorno del bocio. Sin embargo, si el bocio no mejora, una cirugía podría ser necesaria.